Noticias de empresas y economía digital

Seguridad

Buenos días, ante todo me presento, mi nombre es Victor y voy a empezar a colaborar en Dedo digital con post semanales.

Como bien indica el título vamos a empezar a hablar de ciber seguridad, un tema para el que nadie toma cartas en el asunto pero que todos podemos ser victimas de cualquier tipo de malware.

Cuando hablamos de malware estamos hablando de aquella aplicación o acto por el cual nuestro equipo informático sea el que sea, ya en el ámbito de trabajo o en el personal es infectado por algo que tiene un fin, ya sea el de coger nuestros datos personales o empresariales, o simplemente secuestrar los mismos para obtener un rescate por ello.

Muchas veces cometemos el error en el que instalamos un antivirus y por ello estamos ya seguros y eso no es así, es una idea genial la de tener un buen antivirus para el análisis de los discos sobre amenazas, además de un firewall que controle todo el trafico entrante, pero lo que más previene es el sentido común.

Cuando hablamos de sentido común nos estamos refiriendo a el no entrar en página sospechosas ni abrir o descargar cualquier archivo con extensiones poco comunes, según INCIBE el 90% de las veces el mayor nivel de seguridad está en mano del usuario común que a través de su formación o de unas pautas mantienen los equipos limpios. Por ejemplo te llega un correo con un archivo adjunto que es de extrañar, es tan sencillo de no abrirlo, ni descargar el mensaje en el ordenador.

Con esto me despido por hoy, y recordar, por muy inteligente que sea un antivirus, es mucho más inteligente preveer una posible intrusión usando el sentido común.

Poco a poco iréis teniendo más consejos, guias y post llenos de información útil.

 

Sólo un 37% de los alemanes utilizan los medios sociales, según un nuevo estudio de Pew, una cifra sorprendente dado el hecho de que Alemania es la cuarta economía mundial por PIB, según el Foro Económico Mundial. Patrones similares se siguen también para Japón, Francia e Italia, clasificadas 3ª, 6ª y 8ª en la economía más grande por PIB.

Datos: Pew Research Center; ; Gráfico: Andrew Witherspoon / Axios

Sigue leyendo

Treinta días después de que una explosión nuclear destruya Manhattan
Boom. No importa el lugar concreto, ni la hora del día: una bomba nuclear de tamaño medio (o varias bombas pequeñas) explotan en el corazón de alguna megaciudad contemporánea. Diez, quince, veinte millones de personas apiladas entorno a una zona altamente radiactiva. Ningún equipo electromagnético funciona, los mensajes son contradictorios, la situación se ha vuelto terriblemente confusa. ¿Y ahora qué?

Esa pregunta llena los informes (y las pesadillas) de las agencias gubernamentales que se dedican a contener los posibles apocalipsis. Sobre todo, porque el impacto en las infraestructuras y en las redes de distribución es fácil de calcular, pero la reacción de las personas es una absoluta incógnita. O lo era: un grupo de investigadores está haciendo todo lo posible para que deje de serlo.

Sigue leyendo

Ashlynd Howell es una niña con recursos. A pesar de solo tener 6 años de edad y de saber que iba a recibir numerosos regalos en Navidad, la pequeña quería más y más juguetes. Por eso, tras observar cómo su madre compraba en Internet gracias a su teléfono móvil, aprovechó para hacer lo mismo con un ingenioso plan. 

A principios de este mes de diciembre, Ashlynd y su madre, una mujer llamada Bethany, se pusieron a ver una película en su casa de Little Rock (Arkansas, Estados Unidos). Según confiesa la mujer a Buzzfeed, “me que´de dormida a los cinco minutos”. Y fue en ese momento cuando la niña vio el cielo abierto. 

Sigue leyendo

En los últimos años ha aflorado en le centro de las grandes ciudades un peculiar negocio publicitario: el de las tarjetas en los parabrisas de los coches. Tras unas horas de aparcamiento, los conductores que vuelven a sentarse en sus vehículos ven como la luna delantera se ha llenado de papelitos que anuncian bares, restaurantes e incluso de algún negocio al margen de la ley.

si-ves-un-billete-en-el-parabrisas Sigue leyendo

Sao Paulo, 25 abr (EFE).- Rusia, Cuba, India y una parte de la sociedad civil se mostraron hoy disconformes con el documento final que salió de la conferencia internacional de internet NetMundial, que concluyó hoy en Sao Paulo.

Tras la presentación del texto, representantes de esos países mostraron su desacuerdo con diferentes puntos del informe, discutido durante dos días por delegaciones de más de 85 países, gobiernos, ciudadanos y representantes del sector técnico, académico y privado.

Sigue leyendo

Un vídeo está causando gran revuelo en Dinamarca. Esta nueva campaña publicitaria intenta aumentar la tasa de natalidad en el país nórdico regalando un viaje a las parejas que aumenten su descendencia.

Con un viaje a París, la ciudad del amor. Así es cómo en Dinamarca pretenden aumentar la tasa de natalidad de un país cuya población envejece a gran velocidad.

Basándose en el dato de que los daneses tienen más relaciones sexuales durante sus vacaciones, la empresa de viajes pretende vender sus viajes a París como una misión, o un deber de buenos ciudadanos.

Bruce Schneier ha escrito un artículo acerca de cómo nuestra sociedad se está volviendo cada vez tienn mayor aversión al riesgo, procurando siempre inventamos maneras de reducirlo . “tolerancia de riesgo es a la vez cultural y depende del entorno que nos rodea. Como hemos avanzado tecnológicamente como la sociedad, hemos reducido muchos de los riesgos que han estado con nosotros desde hace milenios. Las enfermedades infantiles mortales son cosas del pasado, muchas enfermedades de los adultos son ya curables, los accidentes son raros y cada vez hay más capacidad de supervivencia, los edificios se colapsan con menos frecuencia, la muerte por la violencia ha disminuido considerablemente, y así sucesivamente todo el mundo-. Sobre todo entre los países los más ricos los que vivimos en los países occidentales pacíficos – nuestras vidas se han vuelto más seguras “. Esto nos ha llevado a sobrestimar tanto el nivel de riesgo de los eventos improbables y también nuestra capacidad para reducirla.

Sigue leyendo

Si en enero supimos que las autoridades norteamericanas peinan las redes sociales en busca de posibles amenazas terroristas, gracias a dos turistas británicos que habían sido detenidos a su llegada a Estados Unidos por haber bromeado con “destruir América” en su cuenta de Twitter, ahora vamos a profundizar en las técnicas de investigación que llevan a cabo esos mimos poderes. En concreto, en las palabras que si son utilizadas en Internet por cualquiera, pueden comenzar una investigación antiterrorista. Son 400 términos en inglés que van desde lo más inocente, como ‘response’ (respuesta), hasta lo más peligroso, como ‘Dirty Bomb’ (bomba sucia, un explosivo convencional enriquecido con materiales radioactivos). Ya sea en Facebook, en Twitter o introducido en la caja de un buscador, todos estos términos disparan las alarmas del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos. ¿Cómo sabemos que esto ocurre? Pues gracias al colectivo Electronic Privacy Information Center (Epic) – una organización que se dedica a velar por la privacidad y la libertad en la Red- que en 2011 realizó una petición para conocer si los sistemas de seguridad del Gobierno de los Estados Unidos en Internet vulneraban alguno de los derechos de sus ciudadanos. La demanda tuvo éxito y la organización recibió un documento de 39 páginas en el que se enumeran los famosos 400 términos de los que hablamos hoy. El documento, titulado ‘Analyst Desktop Binder’, se puede consultar en formato PDF desde esta dirección. La famosa lista está a partir de la página 20.

¿Conoces a alguna de esas personas que pusieron cinta adhesiva sobre la webcam de su ordenador portátil para mantener a los mirones digitales a raya? Ellos no estaban locos.

Una nueva prueba muestra cómo un hacker puede romper la seguridad y acceder a tu cámara web, a través del navegador, sin la autorización requerida.

Bueno, técnicamente, usted está dando su consentimiento. Simplemente no lo sabría.

Sigue leyendo

Siguenos…



Siguenos:




Partners:
Publicidad
Publicaciones